Trabajadores de GM Silao acusan a inspector con antecedentes penales de presionar para deslegitimar contrato con CTM.

Los trabajadores acusan al inspector de la Secretaría del. Trabajo de tener antecedentes. (Foto especial)

Silao, Gto. 01 agosto 2021. (Al Instante).- Trabajadores del sindicato de la Confederación de Trabajadores de México (CTM), Miguel Trujillo López, señalaron que la Secretaría del Trabajo y Previsión Social, del gobierno federal, envió a la planta de General Motors de Silao, a un Inspector con múltiples antecedentes delincuenciales y quien es señalado de amenazar a los empleados a que voten por la “no legitimación” del Contrato Colectivo de Trabajo cuya titularidad pertenece a este sindicato.

Se trata del inspector identificado como Luis Armando N. alias “El Güero”, quien, de acuerdo con un grupo de empleados de la armadora, intimida para influir a que los trabajadores voten por el “no” el próximo 17 y 18 de agosto en la consulta para legitimar el contrato.

Los trabajadores denunciantes califican este acto como una intromisión del gobierno federal para enturbiar la consulta, cuando esta se debe realizar en condiciones de libertad, seguridad, certeza y transparencia.

Según los inconformes, Luis Armando N. cuenta con antecedentes penales en el estado de Colima, como imputado de los delitos de violación a la Ley Federal de Armas de Fuego y Explosivos, lesiones dolosas y daños.

La Secretaría de Seguridad Pública de Colima, y el diario Colima Noticias dieron cuenta de una de las detenciones, cuando se le detuvo junto con dos mujeres por la portación de un arma corta abastecida con su respectivo cargador y varios cartuchos útiles.

Asimismo, derivado de la revisión que aplicaron en apego a los protocolos de actuación policial, les aseguraron más de 450 mil pesos en efectivo y un vehículo sin placas de circulación.

Este personaje, según los trabajadores, es considerado empleado de confianza, adscrito a la STPS en el estado de Colima con un salario aproximado de 7 mil pesos. 

Por ello se cuestionan que la cantidad que le incautaron, durante su detención, sea producto de su trabajo en la dependencia federal.

Con esos antecedentes, fue enviado por la Secretaría del Trabajo al estado de Guanajuato, para realizar un trabajo de inspección que realizan de manera permanente en la planta de General Motors.

“Aquí lo cuestionable es que el gobierno federal, donde se habla de un supuesto combate a la corrupción como bandera, tenga servidores públicos con estos antecedentes y que los mande a esta planta a reventar, a amedrentar a los trabajadores”, dijo uno de los empleados, quien pidió reservar su identidad por temor a represalias.

Cuestionó el hecho de que a través de un funcionario con estos antecedentes, el gobierno federal presione a los trabajadores a que voten por el “no”.

Los trabajadores de GM en Silao están representados por el sindicato Miguel Trujillo López, afiliado a la Confederación de Trabajadores de México (CTM).

Se ha advertido que de no solucionarse este conflicto, las líneas de producción no solamente se podrían ir a otros países sino a otros estados como Aguascalientes, San Luis Potosí, Querétaro y Jalisco, donde también se encuentran más empresas del sector automotriz.

Más de 100 mil personas se dedican al sector automotriz en Guanajuato y una de las principales fuentes de empleo, es GM con más de 10 mil colaboradores, por lo que es necesario, según ellos, que la firma del Contrato Colectivo se pueda dar en óptimas condiciones y disposición para asegurar fuentes de empleo.

Compartir: