Comercios de Celaya cierran sus puertas ante temor de ataques y extorsiones.

 

Autoridades, ahora sí, se coordinan para atender el problema. (Foto especial).

Celaya, Gto. 06 agosto 2019. (Al Instante).- Temor se vive entre pequeños empresarios de diferentes giros en Celaya, Guanajuato, por la ola de extorsiones de las que han sido víctimas en las últimas semanas.

“Varía, la cifra varía desde 30 mil hasta 50 mil pesos, depende el lugar, el negocio…están dejando números telefónicos para que se comuniquen con esas personas y den ese dinero”, señaló una comerciante quien prefirió guardar anonimato.

Este lunes, cansados de las exigencias de grupos criminales, comerciantes, principalmente tortilleros, llegaron hasta la presidencia municipal a solicitar mayores condiciones de seguridad.

En respuesta tres negocios fueron atacados por hombres armados con un saldo de cuatro muertos y otros cuatro lesionados.

Ante ello, ahora sí, las autoridades dicen que atenderán el problema.

“Mantener el apoyo permanente de 150 elementos adicionales de las Fuerzas de Seguridad Pública del Estado y en otras operaciones coordinadas entre los tres niveles de gobierno”, dijo Elvira Paniagua, presidenta municipal de Celaya.

Autoridades municipales y estatales acordaron la creación de un grupo especializado de la Fiscalía de Guanajuato para dar seguimiento a las denuncias de extorsión y uno más para investigar el homicidio de los cuatro comerciantes.

“Qué es lo que requerimos, que la ciudadanía se siga acercando, es muy complejo atender un delito del que no podemos identificar o visualizar a la víctima o de la que no tenemos mayores datos”, indicó Sophía Huett, comisionada de seguridad en Guanajuato.

Debido a la situación varios establecimientos de la zona donde ocurrieron los ataques amanecieron cerrados.

“Hay desde verdulerías, tiendas de abarrotes, carnicerías, tiendas de material, tortillerías, todo, todo, todo”, refirió una comerciante que prefirió mantenerse en anonimato.

Según autoridades estatales el combate al huachicol, ha obligado a los grupos criminales que operan en Guanajuato a migrar a otro tipo de actividades ilícitas como la extorsión, el secuestro y el robo.

En la tortillería “La indita” fueron ejecutadas tres mujeres. (Foto especial)

Deja un comentario